Tu tienda de productos Ecológicos, Bio, Comercio Justo y Local

0

Tu carrito está vacío

¿Planeta o plástico?

junio 30, 2019

¿Planeta o plástico?

El plástico es uno de los materiales más usados en nuestro día a día –de hecho, en los últimos años, hemos producido y consumido más plásticos que en toda la historia de la humanidad–, lamentablemente, también es uno de los que tarda más en descomponerse, lo que lo convierte en un material muy contaminante para el planeta, de ahí que la necesidad de reciclarlo sea vital.

Hay muchos tipos de plástico y no todos pueden reciclarse, por eso existe un sistema de clasificación y codificación según su composición para poder gestionar su reciclado. Conocido como RIC (del inglés Resin Identification Code) este código se implantó a partir de 1988 y que se usa a nivel internacional. 

El RIC consta de un número identificativo del tipo de resina y una serie de letras correspondientes a las siglas del tipo de polímero plástico. El número se enmarca en un triángulo de esquinas  redondeadas y debajo de este se incluyen las siglas del tipo de polímero. Este símbolo no significa que el objeto haya sido fabricado con plástico reciclado ni que pueda reciclarse, únicamente lo identifica para facilitar el proceso de separación y reciclado. Actualmente hay siete y de ellos los marcados del 1 al 6, ambos inclusive, son reciclables de una forma relativamente fácil.

 

PET o PETE (Polyethylene terephthalate – Tereftalato de polietileno): indicado con el número 1.Se trata de uno de los plásticos reciclados más utilizados. Es frecuente, por ejemplo, en todo tipo de botellas de agua, refrescos, jugos y otras bebidas. También se encuentra en envases de alimentos, ya que es un plástico transparente, con buena resistencia y que ofrece barrera para los gases y vapor de agua.

    

 

 

PE-HD o HDPE (High-density polyethylene – Polietileno de alta densidad): indicado con el número 2. Entre los distintos tipos de polietilenos este es el más resistente por su densidad elevada. Es un plástico reciclable muy frecuente en productos de consumo como los de cosmética, limpieza y algunos alimentos como envases para lácteos, zumos y, en ocasiones, en tuberías para agua. Es permeable a gases pero es resistente a la humedad y duro.

PVC (Polyvinyl chloride – Policloruro de vinilo): indicado con el número 3. Se forma por la polimerización de cloruro de vinilo, por lo que el nombre correcto el policloruro de vinilo y no cloruro de polivinilo como frecuentemente se le llama. Es uno de los plásticos más peligrosos y es el utilizado para embalar elementos no alimenticios, tuberías, aislamiento de cables eléctricos, botellas y garrafas de productos de limpieza como detergentes líquidos o la fabricación de discos de  vinilo. Es un plástico rígido, duro y muy versátil. No se usa en contacto directo con los alimentos debido a que los plastificadores empleados para hacer flexible PVC y darle forma son productos tóxicos.  

  

LDPE o PEBD (Low density polyethylene – Polietileno de baja densidad): indicado con el número 4. Las características más destacadas de este plástico son su elasticidad y flexibilidad, así como su impermeabilidad al vapor de agua. Se emplea en papel film, botellas plásticas blandas, en bolsas para congelar alimentos, tapas flexibles o bolsas de basura.   

PP (Polypropylene – Polipropileno): indicado con el número 5. Al ser un material que aguanta bien la presión es uno de los plásticos más utilizados en la industria automovilística (lo encontramos en carcasas de baterías de coche o en embudos para gasoil, por ejemplo) y en la construcción e incluso en los tapones y tapas de distintos tipos de envases. El polipropileno es altamente duro, posee una gran resistencia mecánica, resistencia al calor y resistencia a una amplia variedad de productos químicos así como a las grasas y aceites. Es impermeable al vapor. Por eso es habitual encontrarlo en utensilios de cocina expuestos al calor (espumaderas, platos de plástico para microondas, vajilla y cubertería desechable, envases para yogur, las pajitas para beber, etc.).

  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

PS (Polystyrene – Poliestireno): indicado con el número 6. Conocido como Porexpan, es un material muy aislante, versátil y fácil de moldear. Se utiliza habitualmente como material protector para juguetes, electrodomésticos y material electrónico, por ejemplo, espuma de embalaje (llamada también espuma de poliestireno). También se usa frecuentemente en vasos, platos, bandejas, contenedores de comida para llevar, etc.   

Otros: indicado con el número 7 o letra O. Son otros plásticos distintos a los anteriores o son mezclas de varias resinas a la vez. Los más comunes de esta categoría son el policarbonato y el ABS (Acrilonitrilo Butadieno Estireno). Normalmente no se pueden reciclar o resulta muy difícil hacerlo, por la propia naturaleza del polímero utilizado o por ser objetos fabricados, como comentábamos, con una mezcla de varios tipos de resinas. No obstante, existen, algunos productos marcados como "O" que sí se pueden reutilizar, como las botellas reusables de policarbonato para agua.

 

Imágenes: Unsplash. Pixabay. Freepik

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Dejar un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.