Tu tienda de productos Ecológicos, Bio, Comercio Justo y Local

0

Tu carrito está vacío

10 simples y curiosos trucos para relajarse y reducir el estrés

octubre 12, 2016

no estres

Vivimos en un mundo rodeados de estímulos, y a veces puede volverse abrumador. Todo el mundo necesita una cierta cantidad de estrés para sobrevivir -es el estrés el que nos despierta por la mañana y nos da la adrenalina necesaria para sacar lo mejor de nosotros. Sin embargo, el estrés también puede convertirse en un problema cuando nuestro cuerpo sufre una cantidad superior a la necesaria. Algunos datos sobre el estrés:
  1. El 72% de los adultos se estresan por el dinero la mayoría del tiempo.
  2. El estrés crónico provoca problemas de estómago, de corazón y aumenta la presión sanguínea.
  3. La mayor razón de estrés es la enfermedad y la salud.

Afortunadamente, hay ejercicios y pequeños trucos que quizás no conocías, y nos pueden ayudar a recuperar el equilibrio emocional y mental rápidamente:  

1. Bebe zumo de naranja

Estudios han demostrado que la vitamina C ayuda a aliviar el estrés -  además de ayudar y darle fuerza a tu sistema inmunológico.

zumo de naranja

2. Masaje en las orejas

En momentos de estrés, es muy práctico y no te costará nada el darte a ti mismo un pequeño masaje en las orejas. Dedícale al masaje unos minutos apretando los lóbulos con tus dedos.  

3. Ten juguetes en tu mesa de trabajo

Regálate algún que otro tiempo libre mental, con juguetes para niños como cubos rubik, legos o algo que pueda distraerte durante unos minutos y que puedas usar con las manos.

juegos relax

4. Escucha White Noise (Ruido Blanco)

Si te das cuenta de que la razón por la que te estresas no es otra que el hecho de que tienes demasiados estímulos externos, prueba a bloquear todos esos estímulos escuchando ruido blanco, que también te ayudará a calmar tu paz interior.

5. Lleva contigo una "piedra de la preocupación"

Encuentra una piedra o roca con una superfície suave que quepa en la palma de tu mano. Cuando te sientas sobrecogido por el estrés o las preocupaciones, frota la piedra con los dedos e imagina que le transfieres tu energía de estrés a la piedra de las preocupaciones.

6. Come muuuuuy lento

Por muy contra-intuitivo que pueda sonar, comer despacio y en general, hacer las cosas mas despacio cuando tienes muchas tareas que hacer, ejerce un efecto calmante sobre tu cuerpo. Así que la próxima vez que comas, hazlo lento, muy lento (que además, es mejor para tu digestión!).

come lento

7. Sonríe, y suelta unas buenas carcajadas

No necesitas ninguna razón para empezar a reír. Así que desencaja esa mandíbula y empieza a reírte mientras notas como el estrés va desapareciendo.

sonrie

8. Ves a algún lugar al cual nunca hayas ido

Estar en el mismo lugar día si y día también, refuerza tener el mismo patrón de pensamiento que es el causante de tu estrés. Así que deja que tus pensamientos cotidianos se desvanezcan, para concentrarte en esa nueva cafetería a la que nunca habías ido, o descubrir las nuevas calles y maneras de ir y volver al trabajo, escuela o casa.

9. 10 minutos de limpieza

El desorden, la suciedad, el caos, causa estrés. Así que fija 10-15 minutos al día como break de tus obligaciones,  y ordena y limpia tus alrededores lo mejor que puedas. Además el hecho de haber conseguido ese pequeño paso, te ayudará a continuar con más energía aquello que estabas haciendo.

10. Cambia tu discurso

Cuando te enumeres las cosas que "tienes que hacer", dale una vuelta de perspectiva y enumera las cosas que conseguirás. En vez de decir: Tengo que acabar esta presentación, prueba con: ¡Tengo la oportunidad de presentar este proyecto! Un pequeño cambio de perspectiva en tu monólogo interior te harán ver tus obligaciones en increíbles oportunidades!

pensamiento positivo


Dejar un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.