TU TIENDA DE PRODUCTOS ECOLÓGICOS, BIO, COMERCIO JUSTO Y LOCAL

0

Tu carrito está vacío

Actúa con tu consumo

abril 30, 2021

Actúa con tu consumo

El consumo desmedido es un hecho innegable y vivimos en una sociedad que nos empuja e incita continuamente al sobreconsumo; a adquirir más y más cosas sin control; la mala noticia, no solo para nuestro bolsillo, es que esa tendencia conlleva graves consecuencias para la salud del planeta y también para la nuestra. Cambiar la manera en la que consumimos es, por tanto, urgente porque ésta tiene impactos en el medioambiente, en su degradación y en todo lo que ello conlleva.

Aquí van algunos datos: en la UE y en España casi el 40% de los plásticos que se producen son envases, en su mayoría de un solo uso: bolsas, botellas, envoltorios, vasos…, de los que solo se recicla el 30% (en los cálculos más optimistas). El resultado es que a nivel global hasta 12 millones de toneladas de plástico llegan a los océanos, y ya se han observado más de 1.300 especies marinas afectadas.

El consumo de alimentos provenientes de  la agricultura y ganadería industrial también tiene graves implicaciones. La ganadería es la responsable de la emisión del 14% de los Gases de Efecto Invernadero. Además, el modelo de ganadería industrial, se rige por la obtención de beneficios rápidos, que también significa talar bosques para producir piensos y pastos para engordar rápidamente al ganado. Se prevé que el consumo mundial de carne aumente en más de un 75% en 2050, unas cifras insostenibles para el planeta. Al mismo tiempo, el consumo de pescado está creciendo a un ritmo mayor que la tasa de población mundial. Los océanos continúan siendo explotados de forma desenfrenada y los stocks pesqueros se encuentran bajo una enorme presión. Ante esta crisis cada vez son más las personas interesadas en demandar que el pescado que compran sea sostenible y que no esté involucrado en actividades ilegales.

 
También tienen graves efectos sobre el planeta las prácticas llevadas a cabo por la industria tecnológica que, con su obsolescencia programada, promueve la sustitución frente a la reparación, ocasionando el agotamiento de los recursos naturales y toneladas de residuos peligrosos.

El impacto de la ropa con la que nos vestimos a diario es cada vez mayor en la salud del planeta. Cada año se fabrican 100 mil millones de prendas de ropa. De media, cada persona compra un 60% más de artículos de vestir que hace 15 años y los conserva la mitad de tiempo. La moda rápida o “fast fashion” ha convertido la ropa en objetos de usar y tirar, generando un grave problema de uso de materias primas y de generación de residuos.

Si el ritmo actual de consumo se mantiene el ser humano necesitará tres planetas para abastecerlo, sobre todo porque se prevé un crecimiento demográfico para 2050 que nos situará en 9.600 millones de personas. Simplemente no es posible soportar este nivel de producción, consumo y su contaminación asociada porque vivimos en un planeta con recursos finitos. La única solución cambiar nuestros patrones de consumo para revertir hábitos inadecuados y poco sostenibles.

El consumo está al final de la cadena de muchos problemas ambientales, de modo que con pequeños cambios en nuestros hábitos podemos conseguir un gran impacto. Llevar un modo de vida más responsable con el medio ambiente es más sencillo de lo que crees. Está en tus manos como consumidor.

 

Fuente, información y datos: Greenpeace

Fotos: Pixabay | Unsplash

 


Dejar un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.

Suscríbete y disfruta de un 5% de descuento
Actúa con tu consumo