TU TIENDA DE PRODUCTOS ECOLÓGICOS, BIO, COMERCIO JUSTO Y LOCAL

0

Tu carrito está vacío

Menstruación sostenible: lo natural no es usar y tirar

abril 20, 2021

Menstruación sostenible: lo natural no es usar y tirar

Si crees que la copa menstrual es un invento nuevo te equivocas, puede que de un tiempo a esta parte haya ganado y cada día gane más adeptas, al tratarse de una opción respetuosa con el medio ambiente –es biodegradable y no produce residuos–, pero en realidad tiene más de cien años de historia, ya que la primera patente de este sistema es de los años 30 del siglo XX.
¿Quieres saber más sobre ella? Te explicamos todo lo que necesitas saber para volverte una incondicional más.

¿Qué es? Se trata de un recipiente reutilizable en forma de cáliz (copa) fabricado en suave silicona para uso médico, que se inserta en la vagina durante la menstruación para depositar el flujo menstrual. Su colocación es sencilla y, a diferencia de los tampones, que también se usan internamente, la copa menstrual no absorbe el flujo, sino que lo recoge, sin causar pérdidas, ya que éste se mantiene en el interior de la copa hasta que se extrae y se desecha.
No altera el pH vaginal y es respetuosa con nuestro cuerpo, porque se adapta a él.

¿Cuál es mi talla? Suele haber dos tallas pequeña o grande, aunque algún proveedor, como Naturcup, por ejemplo, dispone de tres.
La talla de copa menstrual se elige principalmente en función de la elasticidad de la vagina ya que ésta pierde firmeza con los partos y con la edad. Para elegir adecuada, ten en cuenta tres variables:

  • Embarazo: si se ha tenido algún parto vaginal e recomienda la copa grande, porque los músculos del suelo pélvico se debilitan después del parto.
  • Edad: a las menores de 30 años se les recomienda la talla pequeña, y a las mujeres que superan la treintena la copa grande.
  • Estado del suelo pélvico: a pesar de lo explicado anteriormente, puede haber excepciones dependiendo del estado del suelo pélvico de cada mujer. Ya que una mujer de más de 30 años puede tener el suelo pélvico muy tonificado al ejercitarlo con bolas chinas o la práctica de yoga, entre otros deportes, y, en ese caso, su talla sería la pequeña.

¿Cómo se usa?  Es muy sencilla de utilizar, aunque como todo, al principio requiere un poco de práctica.
Si vas a usar la copa por primera vez, es aconsejable desinfectarla. Para ello, cúbrela completamente de agua y hiérvela durante 3-5 minutos, en el microondas o en un cazo.
Llegó el momento de ponértela: es muy fácil, lávate las manos y relájate. Adopta una postura cómoda para ti, en cuclillas, sentada en el inodoro, de pie, etc. Dobla la copa, es recomendable hacerlo en forma de V o en forma de U –prueba hasta que encuentres tu método preferido– , respira, relájate e introduce la copa en tu vagina. La copa queda firmemente sujeta por los músculos vaginales por lo que no debes temer a que se produzcan pérdidas ni a que se salga.


 
Retención del flujo. A pesar de que depende de la abundancia de flujo de cada mujer, la copa menstrual tiene una capacidad de retención superior a la de un tampón y se puede llevar puesta hasta 12 h, a pesar de que se aconseja cambiarla cada 8 h. Tú misma irás comprobando con qué frecuencia necesitas vaciarla, dependiendo del día del ciclo en el que te encuentres.

Salud. Existen numerosos problemas asociados al uso de compresas y tampones (sequedad vaginal, alergias, candidiasis, etc.) nada de esto ocurre con el uso de las copas menstruales, ya que estás fabricadas con productos hipoalergénicos y cuidadosos con tu cuerpo, por lo que no contienen aditivos tóxicos para la salud. Igualmente, es importante comprobar la calidad de la silicona de la copa menstrual que queremos comprar, y siempre debe especificar que está hecha al 100% de este material.

Vida útil.10 años según los fabricantes, siempre que se sigan las instrucciones de uso y cuidado correcto. Como limpiarla con agua y jabón neutro después de cada vaciado durante la menstruación, y vaciarla y esterilizarla finalizado el periodo.
La esterilización puede realizarse de diferentes maneras. La más básica es poner a hervir la copa en una olla durante 3-5 minutos. También puede sumergirse la copa en un vaso esterilizador y dejarla hervir en el microondas durante 2-3 minutos.
Si prefieres evitar el agua caliente, puedes opta por pastillas efervescentes esterilizadoras que podrás usar en agua templada o fría, 15 minutos tu copa estará como nueva.
Después de limpiarla, recuerda guardar tu copa en una bolsita o caja para evitar que se ensucie o se infecte.

 

Información: Naturcup

Fotos: Freepik | Naturcup | Pixabay


Dejar un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.

Suscríbete y disfruta de un 5% de descuento
Menstruación sostenible: lo natural no es usar y tirar